1 de noviembre de 2014

Los 6 Secretos Para Aprender Un Idioma Extranjero Con Un Buen Nivel




idiomas codigo nuevo

Un día te levantas y, por cosas de la vida, nace en ti la necesidad de aprender una lengua extranjera: puede ser porque amas el K-pop y quieres entender lo que cantas (eso sin duda mejoraría tu comprensión y te haría sonar mejor), sueñas con viajar para conocer una cultura nueva, tu meta es irte a trabajar a otro país o simplemente, deseas alardear tus habilidades como poliglota (en caso de que ya hables otros idiomas). Lo cierto es que aprender una lengua extranjera no es un proceso fácil, se requiere mucha dedicación y esfuerzo. Las personas que logran conseguir dominar un idioma en poco tiempo es porque nacieron con un talento excepcional, no debido a que hayan adquirido un curso mágico (hoy en día sí hay mucho de esto) con promesas falsas. A continuación, se revelará la verdad sobre este tópico dando 6 consejos prácticos, recalcando que puedes aprender sin necesidad de pagar (eso si tienes la voluntad):

1. Viajar

Esta es la forma perfecta, y sin duda la que menor tiempo lleva. Aunque es importante recalcar que no solo basta con estar allá en el extranjero; si no vas a salir a hablar por miedo o pena, ¡ese dinerito se perdió! Obviamente deberías invertir cuando ya tengas cierto nivel. ¡Qué miedo llegar sin saber nada!

2. Aprende el vocabulario en frases

Si encuentras una nueva palabra que no sabes, inclúyela en una frase y repítela día y noche. Es importante mencionar que al principio sí puedes usar un diccionario en tu idioma y aquel que estás dominando, pero después de alrededor de mil palabras memorizadas, ya es hora de enfrentarse a uno sin traducción.

3. Crear situaciones ficticias y pensar en el idioma extranjero

¡Básico! No debes pensar para hablar. Tienes que aprender a expresar tus ideas de manera espontanea y directamente en la lengua extranjera. Si no tienes con quien practicar, usa tu imaginación. Crea situaciones en tu mente y actúalas. Por ejemplo, acabas de repasar la lección del restaurante, entonces inventas una escena tomando todos los roles: el mesero, la recepcionista, el cliente, etc. ¡Toca estar dispuesto a una dosis de locura para esto, pero realmente funciona!

4. Ver televisión y escuchar música

En este punto conseguirás ir ajustando un poco tu pronunciación y comprensión auditiva. No esperes a entenderlo todo al principio; de hecho, solo escucharás palabras, pero a medida que pase el tiempo tu cerebro se irá adaptando y captará la mayoría de la información. ¡Garantizado! También es indispensable destacar la pronunciación: puede que no obtengas el mismo acento, pero sí hay que apuntar a pronunciar bien.

5. Dejar la gramática para después

 Muchos cursos fallan en esto, y no es por nada, pero que te expliquen el subjuntivo no tiene sentido, a menos que vayas a dedicarte a una especie de licenciatura. Un idioma se aprende hablando, la gramática viene por añadidura. Si logras una fluidez perfecta, ya después solo es cuestión de ajustar detalles con unos días de lectura y escritura; aunque durante el proceso puedes acercarte a estas dos herramientas, no es tu prioridad ¡Recuérdalo!

6. No rendirse

Este apartado es demasiado psicológico y motivacional y se resume así: si otros han podido, ¿tú por qué no? ¡Ya lo sabes! No saques excusas tales como es muy difícil, no nací para esto o mejor me dedico a otra cosa. ¡Invierte ese tiempo en aprender en lugar de quejarte! ¡Tú puedes!

 

Crédito de la imagen: jetsettimes.com

    RECIBE LOS MEJORES ARTÍCULOS

    SUSCRÍBETE A
    CÓDIGO NUEVO

Soy una persona carismática y tolerante. Mi pasión es escribir sobre cualquier cosa interesante y animar a las personas a luchar por sus sueños. Actualmente me encuentro promocionando mi primera obra escrita: "La Lucha de las Dinastías, la esfera del destino".

Comentarios